Cloradores Salinos 

¿Buscando un clorador salino? En Gestión Piscinas encontrarás el mejor precio de cloradores salinos de internet, con las mejores marcas que garantizan un rendimiento óptimo y gran fiabilidad.

 

Antes de comprar un clorador salino, quizás necesites informarte un poco mejor acerca de su funcionamiento. Este consiste en la adición de entre 4 a 6 gramos de sal por litro en el agua que al pasar a través de una célula producimos cloro de manera natural. Este sistema nos da la posibilidad de automatizar su producción, regular el nivel de cloro y pH para hacernos más llevadero el mantenimiento de la piscina.

 

En nuestra web disponemos de un amplio catálogo de equipos de cloración salina para el mantenimiento del agua de la piscina y accesorios para su instalación. Disponemos de cloradores salinos para piscinas de los principales fabricantes al mejor precio. También disponemos de accesorios para su instalación, reparación, bombas  dosificadoras, células de cloradores, etc… En definitiva todo lo necesario para el mantenimiento de la piscina con un clorador salino así como para su instalación.

 

En Gestión Piscinas somos distribuidores de cloradores salinos QP, Pool Technologie, Cloradores Hayward, Cloradores Saliclor, Cloradores Salinos Teap, Cloradores salinos Astralpool y más marcas, que ofrecen productos de alta calidad con su correspondiente garantía de 2 años.

 

 

¿Qué es la electrólisis de los cloradores salinos?

La cloración salina es el método de desinfección para piscinas privadas más solicitado, es muy sencillo de utilizar y facilita mucho las labores de mantenimiento en el tratamiento de agua.

La electrólisis salina es un proceso mediante el cual los cloradores salinos desinfectan de forma automática y muy efectiva el agua del vaso de la piscina. El proceso de electrólisis consiste en transformar la sal del agua en cloro gaseoso, de esta potente forma se desinfecta el agua de la piscina de forma inmediata, permitiendo eliminar por completo los microorganismos y aportando al vaso de la piscina el nivel indicado de cloro libre.

 

Ventajas de los cloradores salinos

Los cloradores salinos tienen muchas ventajas como sistema de mantenimiento y desinfección de la piscina, pero sin duda alguna, la principal es que te olvidarás de añadir cloro en tu piscina. Estos sistemas generan la cantidad de cloro necesaria en el agua de forma automática y completamente efectiva.

Además contribuyen a disminuir las irritaciones en la piel y el picor en los ojos así como el enrojecimiento de los mismos, mejorando de este modo la calidad de los baños en tu piscina. Los cloradores salinos aportan de forma constante el cloro necesario, manteniendo un mayor control de los niveles indicados y evitando los excesos de productos de desinfección del agua que generan problemas de salud.

Manteniendo unos niveles constantes también se reduce el olor a cloro a veces molesto para las actividades cerca de la piscina, en especial durante las comidas o también en la ropa de baño. Vas a pasar del olor a cloro al gusto de la sal.

Olvídate de la piscina y de su mantenimiento, con los cloradores salinos se estima que puedes reducir las tareas de mantenimiento hasta en un 80%. Lo que requiere de una inversión inicial, termina repercutiendo en el coste del mantenimiento a largo plazo, y también de tu tiempo de dedicación. Del mismo modo te ahorrarás muchas más mediciones, pues el clorador salino se encargará de mantener los niveles indicados de pH, además existe la posibilidad de automatizar esta tarea realizando un control de mediciones automático.

Los cloradores salinos son compatibles con cualquier tipo de piscina e instalación, existen soluciones para todas ellas para poder adaptar los sistemas. Con el único material que son menos incompatibles es con el acero inoxidable.

 

¿Cómo elegir el clorador salino para mi piscina?

Si finalmente te has decidido por los cloradores salinos, ahora te plantearás cuál elegir. Pues bien, puedes seguir algunos de estos criterios para una correcta elección, aunque si sigues teniendo dudas, puedes llamarnos para que un experto pueda asesorar debidamente tu elección del clorador salino.

Lo primero que debes saber es la capacidad del vaso de tu piscina. En las especificaciones técnicas esta debe aparecer, de lo contrario la puedes calcular, es muy fácil. Si tu piscina es redonda debes multiplicar el número pi por el radio de la piscina al cuadrado y por la altura o profundidad, si la piscina es cuadrada o rectangular se debe multiplicar la longitud por el ancho y por la altura o profundidad. Un valor aproximativo te vale en caso de que tenga escaleras o demás accesorios en el interior.

Conociendo la capacidad de tu piscina, te dejamos unos datos orientativos de la capacidad de producción de cloro de los cloradores salinos dependiendo del volumen de agua del vaso. Esta capacidad de producción de cloro es la que se debe buscar en la ficha técnica del clorador salino dependiendo de tu piscina. Para piscinas pequeñas de hasta 20 m3  te vale un clorador de 10g/h, para piscinas de hasta 40 m3   te vale un clorador salino de 15g/h mientras que para piscinas medianas de hasta 75 m3 se aconseja un clorador de hasta 20g/h. Para piscinas más grandes de hasta 120 m3 se aconseja un sistema de cloración salina de 30g/h y para las más grandes de más de 120 m3  te aconsejamos consultarnos para estudiar un sistema específico o incluso incorporar más de un sistema de cloración salina combinado.

Los valores para elegir el clorador salino siempre son orientativos, pues no solo depende de la capacidad de la piscina, también del número de bañistas y el uso de la misma, así como la climatología donde se ubique la piscina y si esta es privada o pública. Es por ello que para las dudas que puedas tener siempre te aconsejamos que contactes con nosotros antes.

Del mismo modo, no necesitamos que el clorador salino esté trabajando al 100% durante todo el día, pues esto reduce su vida útil. Para ello es muy recomendable usar temporizadores si en verano es posible que necesitemos que esté funcionando hasta 8 horas durante el día, en temporadas intermedias de primavera y otoño nos vale con la mitad del tiempo mientras que en invierno con una o dos horas al día será suficiente. Además para aumentar su efectividad se aconseja activar siempre el clorador salino durante las horas de sol y no durante la noche. De todas formas si no quieres estar pendiente de horarios y que el equipo funcione cuando tu piscina lo necesite tienes los cloradores salinos con control de redox que se encargan de medir el desinfectante del que dispones, ponerse a funcionar cuando el agua lo requiera y parar cuando no lo necesites, en consecuencia un agua en perfectas condiciones y una vida más larga para la célula de tu clorador salino.

¿Listo o lista para pasar al sistema de cloración salina para piscinas? En Gestión Piscinas te lo ponemos muy fácil, disponemos de los mejores sistemas de electrólisis para el mantenimiento de tu piscina y de todos los accesorios necesarios para su instalación. Contacta con nosotros para recibir más información.